La ovación

Demasiado sufrimiento táctico

El Madrid pasa a semifinales a la heroica, pero dejando una sensación de anarquía por culpa de los nervios. Faltó pausa y control del juego

Volver

11/04/2018

Demasiado sufrimiento táctico

La leyenda continúa gobernando de pie. El Madrid está en semifinales de la Champions. Esa es la mejor noticia. Codearse otra vez ante los cuatro mejores de Europa. Ahora bien, hay que analizar el cómo se ha conseguido. Algunos dirán que da igual. Lo importante es ganar. Algo cuestionable para el mejor equipo del mundo.  Demasiado sufrimiento táctico. Un choque que, a priori, estaba resuelto se convirtió en un infierno por querer marcar un gol a favor innecesario con el 0-1 en contra tempranero. Nerviosismo de un equipo que debe templarse ante la adversidad. Y mucho más jugando en casa, ya que el “correcalles” en el que transformó el duelo pudo ser mortal. Si en vez de estar Higuaín como ariete rival está Lewandowski la historia podría haber tenido otro final.

Es entendible que la raza de los jugadores del Madrid les lleve a querer marcar goles. Sin embargo, para transmitir tranquilidad está la figura del entrenador. Zinedine Zidane, al descanso, dejaba claro su mensaje al quitar a Casemiro (el único stopper) para meter a Asensio  y a Lucas, por un Bale difuminado. El “todos al ataque” con el 0-2 en contra en el minuto 45 salió bien a largo plazo. A corto fue un desastre. Cierto es que los blancos consiguieron la pelota, pero con demasiada velocidad. Dejando espacios para una Juve que necesita poco para generar miedo. Douglas Costa y Mandzukic estaban cómodos en el ida y vuelta. Y casi salen felices del Bernabéu.

De esto nadie se acordará si el Real Madrid consigue la Champions número 13. Ir perdiendo hasta 0-3 en casa.  Por el bien del Madrid semejante igualdad extrema (o debilidad) tendría que ser una anécdota. Roma, Liverpool y Bayern son los siguientes posibles escollos. Los tres tendentes al contraataque. Con ellos, más Modric y Kroos y menos Lucas Vázquez o Bale. Dicho esto, enhorabuena al Madrid con un penalti claro como colofón. Calma en el futuro. No ya por los títulos. Por el bien cardíaco de la afición.

Julio Gómez @juliogomez92

 

Artículos relacionados